Sangre y fuego…

fuego_de_amor_(2)

Con los siglos aprendí a imaginar como son los sentimientos y ahora me parecen tan reales como cuando estaba vivo, a pesar de mi sangre helada y mi pálida piel , puedo saber lo que se siente estar enganchado a alguien.

Es sentir bajo su piel el latir de sus venas, es el probar su cuello y saborear su sangre tibia, es alcanzar el éxtasis frenético y no parar, no hasta saciar. Todo comienza con una mirada, el impulso es casi imparable al sentir el olor inconfundible del hierro, mi corazón resucita y me lleva al límite, mis sentidos se agudizan y soy el cazador y ella es la presa, así sin más poseo su cuerpo y su temperatura aumenta, como si un fuego imposible de sofocar le quemara por dentro, me contagia y me consume a mi también.

Son estos momentos los que me hacen creer que esta vida, si la puedo llamar así, vale la pena para este inmortal…

Largos días y gratas noches…

“El bien y el mal viven en mi”

-ALUcard